Kubrea, un café poderoso y con agenda cultural en Miraflores

Fotos: Nancy Onaga

Kubrea. ¿Por qué se llama así? Es lo primero que nos preguntamos al ingresar al cálido y pequeño espacio de la avenida La Paz 676, tienda 2 en Miraflores. “Es el nombre de un proyecto que creamos en la universidad, es un país, un lugar que tiene sus propias reglas y que tiene su propia historia en la ficción”, dice Grace Tume, cofundadora de Café Kubrea, un lugar con muy buena vibra.

Grace junto a Fernando Arrospide, su novio y socio, estudiaron en La Católica. Ella es artista y él comunicador. Cuando eran universitarios visitaban cuanta cafetería podían. Buscaban espacios donde tomar una buena taza de café y al mismo tiempo un lugar que los haga sentir bien. Esa es una combinación importante para ellos y  ahora la plasman en su cafetería.

Enamorados del café, Grace y Fernando.

Hace unos años, al recorrer España, Francia e Italia, Grace encontró este camino. El tema de café de especialidad la atrapó, los procesos, la variedad de métodos y la atención la atraparon. Se sintió cautivada por esa magia que provoca el café: cercanía, conversación. Todo puede empezar con un ‘¿Qué café te gusta?’ y generar una conversa. La mezcla de todo crea una “ambiente chévere y eso a mí me gusta un montón”, afirma sonriente.

Un tiempo atrás, y desde la cochera de la casa de los papás de Grace; ambos se dedicaron a empaparse de todo los relacionado a la preparación del café. Vieron tutoriales, videos y con su pequeña cafetera Oster experimentaron hasta sentirse preparados a materializar su proyecto. Con su concepto ya claro, se lanzaron y nació Café Kubrea, un espacio diferente, un punto cultural en base a la sobremesa. “Acá tu no vienes, pagas por un café y te vas. Acá la gente se conoce y nosotros conocemos a los que vienen, la gente viene y se queda”, describe Grace.

LA BUENA DUPLA

Fernando es el que está detrás de la barra. Está a cargo de la preparación de los diferentes cafés y lo hace con mucha destreza y profesionalismo. Sus amigos y aliados de Café Compadre son quienes le traen un café arábico de Satipo Junín. Los postres y acompañamientos son creados por Grace que experimenta y se preocupa de tener productos naturales y deliciosos, su línea va por lo rico y sano.

Ambos son buenos anfitriones y promotores del buen café, del buen comer y su espacio se mueve dentro de un enfoque cultural. Ellos reciben gustosos a los artistas que conocen y tienen un pequeño rincón en donde muestran sus trabajos. Si el cliente desea puede comprarlos y llevarlos a casa.

Imposible no disfrutar un buen Espresso y Capuccino. El café helado se presenta bien y oportuno. Hay algunos métodos, como la cafetera italiana y la prensa francesa. Los postres son otra historia que no deben pasar por alto.

Los miércoles pasan películas, los fines de semana ofrecen talleres gratuitos, tienen juegos de mesa, libros y buena música. En Café Kubrea la cultura se promueve de todas las formas, es libre y abierta a todos.

2 Comments

  1. Llegue a Kubrea por una amiga y todo lo que han escrito en esta nota me consta. En Kubrea no solo tomas un buen café sino también compartes y conoces nuevas personas. Creo que el plus aquí es el trato que dan Fernando y Grace. Es un lugar que se tiene que visitar si o si.

Deja un comentario

*